Comparte ese artículo

Dos coches parados en un paso de peatones, uno al lado del otro. El conductor de un Volkswagen gris habla con dos chicas que circulan en un Mini blanco, obstaculizando el tráfico. Entre los pitidos de varios conductores, el joven se baja del vehículo, pide a la conductora que abra la ventanilla. Ella no se termina de fiar y solo la baja unos diez centímetros. Por ahí, por esa rendija, el individuo introduce un bote de plástico y rocia a las dos mujeres con in líquido para luego darse a la fuga. Es ácido sulfúrico al 98 por ciento de pureza.

Así se produjo la escena que conmocionó ayer a Cártama  y a la provincia de Málaga. La agresión obligó a ingresar a las dos jóvenes –de 26 años de edad– en estado grave y movilizó un importante despliegue de la Guardia Civil y de la Policía Nacional para dar con el presunto autor de los hechos, exnovio de una de las víctimas. Según las fuentes consultadas por SUR, se trata de un joven de 26 años que había mantenido una relación sentimental con la conductora del Mini durante seis meses. Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado movilizaron ayer un imponente dispositivo de búsqueda que seguía activo.

La expareja sentimental del atacante ha sido trasladada en el helicóptero hasta la Unidad de Grandes Quemados de Andalucía, en el Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. Sufre quemaduras en más de la mitad del cuerpo y su estado es grave. En cuanto a su amiga, esta ha ingresado también en estado grave pero estable en la Unidad de Quemados del Hospital Regional de Málaga. Según fuentes hospitalarias, sufre quemaduras en el rostro y miembros inferiores y los daños han alcanzado el 25 por ciento de su cuerpo.

El agresor, al que busca la Guardia Civil tiene en vigor siete órdenes de detención. Robo con fuerza, robo con violencia, contra la seguridad del tráfico por conducir sin carné y malos tratos son algunos de los delitos por los que el sospechoso lleva un año huido de la justicia. Además, según las mismas fuentes, tres de esas requisitorias van acompañadas de sendas órdenes de ingreso en prisión firmadas en diferentes juzgados de la provincia.

El sospechoso, al que buscan todas las autoridades, huyó del lugar de los hechos en un Volkswagen Golf de color gris oscuro y dos tubos de escape.

Foto distribuida por:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí