Secuestro frustrado de un interno a dos funcionarios de prisiones en el Centro Penitenciario de Las Palmas I

0
Comparte ese artículo
La Asociación Profesional de Funcionarios de Prisiones (APFP), informa de los graves hechos acaecidos en el Centro Penitenciario de Las Palmas I.

Eran las cuatro y media de la tarde cuando procedían a la apertura de las celdas en el módulo cuatro de la prisión, cuando el interno en actitud amenazante y sin mediar palabra, les amenazó con un pincho carcelario, un objeto perforante-cortante de fabricación casera, obligándoles a retroceder hasta el fondo de la galería.

La agresividad del interno hizo que los trabajadores se vieran arrinconados y, a pesar de no contar con material adecuado de autoprotección, estuvieron intentando tranquilizar al interno, que no entraba en razones y cada vez estaba más alterado. El otro funcionario de servicio en el departamento, observa la situación, sin hacer ruido, procedió a solicitar refuerzos y a entrar en la galería, logrando entre todos desarmar al agresor, sin que nadie saliera herido de gravedad.

Desde APFP, destacan que es un interno multireincidente, con un amplio historial delictivo y de consumo de estupefacientes, que ha protagonizado muchísimos incidentes graves y sobre el que se debe tener una especial observación, dada su etiología delictiva, especial peligrosidad y muy conflictivo.

Es el segundo incidente que se produce en el Salto del Negro en una semana que se salda de manera satisfactoria gracias a la profesionalidad de los funcionarios.

En la otra ocasión, que tuvo lugar el viernes, 11 de junio, dos grupos de internos se enzarzaron en una discusión en la que se profirieron insultos y amenazas, acompañados de gestos desafiantes, teniendo que intervenir los trabajadores del módulo. Con el saldo de 8 internos conducidos a aislamiento.

APFP ha reclamado la falta endémica de personal que sufren las prisiones, han reclamado que en estos módulos donde se manejan internos con perfiles más violentos y con múltiples patologías psíquicas con gran historial de consumo, se entregue la medicación de manera controlada, pues la práctica habitual es la entrega de un sobre el viernes, con toda la medicación hasta el lunes y si es festivo hasta el martes, siendo este el principal problema de seguridad al que nos enfrentamos, además de los casos de sobredosis llegando incluso al fallecimiento de internos por este descontrol con la medicación, lo cual es también consecuencia de la falta de personal sanitario que tanto han denunciado.

Exponen que la gestión de la Secretaría General de Instituciones Penitenciaras hacia sus trabajadores está incrementando la inseguridad y los incidentes en las prisiones, los responsables políticos no se hacen cargo de nuestra situación, tanto la Ley Orgánica General Penitenciaria como el Reglamento Penitenciario están obsoletos y no dan respuesta a las nuevas modalidades delictivas, por lo tanto exigen, reconocimiento como agente de autoridad y un estatuto propio que refleje nuestras singularidades, para poder trabajar con dignidad y la equiparación salarial con sus compañeros de Cataluña, a igual trabajo igual salario.

Manifiestan que por parte de la Secretaría General se están “maquillando” las estadísticas de agresiones a través del PEAFA y con una política de minorar los primeros grados se están convirtiendo los módulos de segundo grado en auténticos polvorines y que un día cualquiera, se va a producir la muerte de un funcionario a manos de un interno sin que la Secretaría General ponga soluciones al efecto.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí