Policías armados con un fusil de asalto irrumpen en un supermercado para detener a un hombre con un cuchillo

Los policías actuantes pertenecen a la Unidad de Intervención Policial (UIP) quiénes casualmente pasaban por el lugar tras finalizar un dispositivo de seguridad montado en la zona del Palacio Real

1
3888
Comparte ese artículo

Agentes de la Unidad de Intervención Policial, armados con un fusil de asalto (Heckler & Koch G-36), han detenido in situ a un individuo de 22 años mientras amenazaba con un cuchillo a trabajadores y clientes de un supermercado de Madrid.

Los hechos se produjeron el pasado lunes, en un supermercado cercano a San Francisco el Grande. Al parecer, todo comenzó cuando un cliente comenzó a consumir sin control la bollería expuesta a la venta sin abonar su coste.

Al ser reprendido por su incívica acción,  el hombre, de raza negra y gran envergadura, sacó un cuchillo de entre sus ropas, amenazando a los dependientes y clientes, que trataban de huir despavoridos.

La suerte quiso que justo en ese momento, un furgón de la UIP que casualmente pasaba por allí -venían de montar servicio de seguridad en la zona del Palacio Real- se percatara de la situación y actuaran con premura.

 

Como se puede observar en las imágenes difundidas por la popular cuenta de Twitter “Antidisturbios”, uno de los agentes de esta prestigiosa unidad entró en el establecimiento, con un fusil de asalto en mano, apuntando al presunto atracador para que depusiera de su actitud. A su lado, se encontraba otro ‘uipero’ portando escudo antidisturbios como protección ante un posible ataque.

Tras un fuerte forcejeo, los policías actuantes consiguieron engrilletar al violento individuo sin lamentar heridos, ante la atónita mirada de los allí presentes, que respiraban aliviados tras la actuación policial.

Una intervención brillante que demuestra, una vez más, la alta preparación y eficacia de los miembros de unidades especiales como la UIP de la Policía Nacional.

Heckler & Koch G-36

Fusil de asalto hecho de polímeros de alta resistencia y culata retráctil, calibre 5,56 x 45, sistema de funcionamiento por toma de gases con cierre de cabeza giratoria, cargadores traslúcidos de 30 cartuchos de capacidad, visor óptica de 3x con referencias para distancias de 200 hasta 800 metros, así como marcas de predicción de dichas distancias; dispone también de visor réflex de 1x.

El modelo que utilizan las unidades especializadas de la Policía Nacional como la UIP es el más corto de la gama de subfusiles HK G36, ideal para fuerzas de élite policiales, mucho más maniobrable por su corto cañón y poco peso -unos 3 kilos sin cargador-.

1 Comentario

  1. La noticia es el rifle de asalto que lleva la policía y no que el negro hiciera lo que le da la gana. Para su información, si van en furgoneta, no se bajan con arma larga y escudo. Estos policías estaban por la zona haciendo patrullas anti terroristas, que por si se les ha olvidado, seguimos en nivel 4. Muy buen trabajo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here