El 6×6 ha llegado y debe quedarse en la Policía Nacional

0
11059
Fuente Policía Nacional
Comparte ese artículo

En el día de ayer y como se llevaba tiempo esperando, se reunieron de forma extraordinaria los sindicatos con la D.G.P. para tratar el “controvertido” sexto turno implantado actualmente de forma temporal.

Ayer fue el momento en el que la D.G.P. debía recompensar como se merecen a todos esos policías que han dado el do de pecho durante estos tres meses sin que hayan tenido las mismas oportunidades que el resto.

Porque los compañeros que están desempeñando su trabajo en el 6×6 (y en especial GAC, Seguridad, GOR, Conducciones y Custodias, CIMACC-091 y ODAC) el único “beneficio” que han tenido durante esta emergencia sanitaria ha sido el disponer de un mísero día libre más durante su turno.

Mientras el resto de los compañeros (y atención, no es ninguna crítica hacía ellos pues bienvenidas sean estas medidas con el fin de protegerles) han podido realizar su trabajo en turnos espaciados en el tiempo o teletrabajando desde casa durante estos meses, los mencionados anteriormente han estado día, noche, martes o domingo, acudiendo a su puesto de trabajo en el cual en el 99% de las ocasiones se ha estado en pleno contacto con ciudadanos y expuestos al riesgo de contagio.

Han estado acudiendo “a llamadas” a calles y domicilios, tomado denuncias, trasladado y custodiando a presos y detenidos, protegiendo Comisarías y puntos sensibles tirados en un coche, así como asistiendo a miles de hogares donde han fallecido personas por culpa del COVID-19.

Y todo esto lo han hecho sin los medios necesarios hasta bien entrada la situación (busquen la entrevista al Inspector Jefe y COMPAÑERO D. José Antonio Nieto y verán lo que se ha hecho para con la seguridad de los policías y sus familias) y con la única medida para aquellos que desarrollan su trabajo a turnos, de añadirles ese día más libre mencionado para así poder establecer grupos estancos, reduciendo drásticamente el contacto entre funcionarios.

Pero ahora, a menos de dos semanas para que comience el período vacacional los policías (y sus familias, muchas de ellas a cientos de kilómetros y sin verlos en meses por esta situación) hoy, 19 de junio y a 11 días de comenzar las vacaciones, no saben cual va a ser el “tramite”.

La Administración, en un ejercicio típico y esperable, presentó una propuesta que era del todo insultante y una falta de respeto a esos compañeros que están dando la cara y poniéndose en riesgo (pero es lo que hace siempre: darle lo menos posible a sus policías) y si bien el siguiente borrador ya se acercaba más a lo que es de justicia, no terminaba de cuajar llegando al día de ayer a la simple respuesta a los sindicatos de la Policía Nacional que se trasladarían sus propuestas al Director General de la Policía y que este comunicaría la decisión tomada.

Nunca me cansaré de repetir que la mayoría en el Consejo de Policía ya la tiene la D.G.P. de serie (14 representantes de 28 y el voto de calidad del M. Interior) por mucho que cada sindicato se empeñe en publicitar ser el mayoritario en el Consejo frente a los demás, la banca siempre gana, la administración es la mayoritaria.

Pero ahora es el turno del D.G.P. así como de todos los mandos y responsables policiales y “políticos” que tengan voz y voto en la decisión, de tomar dos determinaciones que deberían ser irrenunciables, innegociables y que son justas con aquellos que han estado día tras día, en primera línea:

La primera pasa, por supuesto, porque el disfrute de las vacaciones de los agentes que se encuentran en el turno rotatorio del 6×6 sea, como mínimo, igual al 6×5, proyectado a un día más, como es lógico. Todo lo que no sea igualar o mejorar la situación actual no debería ni ser mencionado.

La segunda premisa no es otra que el mantenimiento del sexto turno sin fecha límite.

En estos momentos se ha predispuesto por parte de la D.G.P. que el 31 de octubre finaliza el 6×6 por lo que los agentes volverán al conocido 6×5 una vez llegue ese día.

Teniendo en cuenta que el 6×6 será una línea roja de los sindicatos en las próximas negociaciones de la nueva jornada laboral y todo apunta a que será la nueva cadencia que se establecerá para los turnos rotatorios pues ha quedado más que demostrada la eficacia del mismo (turnos estanco fijos evitando la posible “circulación” del virus y su riesgo para policías y sus familias y previniendo un posible rebrote del que no estamos a salvo, facilidad para cuadrar servicios y permisos, policías más descansados, mayor y mejor conciliación familiar, etc.) gracias al cual tanto agentes “de base” como responsables policiales intermedios salen ganando y no existiendo ni una sola razón que desaconseje su implantación, yo pregunto,

¿Por qué no, y hasta la firma de la nueva jornada laboral, mantienen sine die el actual 6×6 en aquellas unidades donde existan los funcionarios necesarios (pues son muchas las unidades donde es plenamente factible) para establecerlo como hasta ahora?

Los policías que trabajan a turnos, en fines de semana y festivos de toda índole solo se llevan como compensación a no saber lo que es un festivo en su jornada laboral, apenas 100 euros mensuales más al mes después de impuestos (porque sí, la Administración no perdona un céntimo).

Se pierden eventos familiares, fines de semana, Noche Vieja, Semana Santa, etc., por solo 100 euros más al mes (este tema de la mísera compensación por trabajar 24 horas, 365 días al año, da para hablar largo y tendido y lo haremos en otro momento).

¿Qué le cuesta a la D.G.P. adelantar algo que todos sabemos que acabará sucediendo?

Los policías reclaman ese turno. Los mandos y responsables intermedios también lo piden.

¿Dónde está el problema? Denles a esos policías que han estado durante estos tres meses en primera línea, infectándose muchos de ellos y poniendo en riesgo a sus familias (los que han podido disfrutar de ella pues otros, en cambio, no han podido viajar a sus hogares de origen teniendo que llevar toda la situación en soledad y alejados de los suyos), aquello que no solo les están pidiendo, sino que necesitan y merecen.

Si ustedes, responsables policiales, no actúan como se espera, se presupone de unos líderes y se les está reclamando con motivos incontestables, dejarán claro, una vez más, que los policías no les importan. Que se deben a intereses que desconocemos, por encima del bien estar de los agentes y sus familias.

Por encima de esos agentes que han dado la cara a diario en la calle, en primera línea, a pesar de hacerlo desprotegidos por no tener los medios adecuados cuando más necesario fue a pesar de los avisos, mientras ustedes han tomado las decisiones desde la comodidad y seguridad de un despacho o incluso desde su casa.

Ustedes saben también como yo que no he dicho ni una sola mentira. Que no existe ningún motivo para no llevar esto acabo.

Lo saben: el sexto turno, el 6×6, debe quedarse.

César Augusto Alvarado Cano para h50 Digital Policial

LA ASOCIACIÓN POLICIA h50 APOYA ESTA JUSTA REIVINDICACIÓN Y PONE DE MANIFIESTO QUE SIEMPRE ESTARÁ DEL LADO DE LOS COMPAÑEROS

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here