Trata de estrangular a su expareja por el cuello y acaba en los calabozos de Pontevedra

0
Comparte ese artículo

La Policía Local de Pontevedra detuvo el lunes, 4 de diciembre, a un varón de 28 años por agredir físicamente a su expareja de 23 años. El sujeto fue engrilletado y llevado a calabozos a última hora de la tarde, informa el Ayuntamiento. Varios manifestantes de una movilización pro-Palestina oyeron gritos de auxilio desde un piso próximo.

A las 20:15 horas los efectivos comisionados al lugar de los hechos, entraron al domicilio. Se encontraron con una imagen impactante: todo desordenado y con cristales rotos. Según el parte de intervención de los uniformados, se desarrolló “una discusión acalorada” en la que la víctima llegó a ser “suspendida en el aire” y “tenía heridas en el cuello”.

Esta acción está recogida en el artículo 153 del CP en el que se establecen distintos tipos de penas en base a la gravedad que revistan las agresiones.

En este caso, la agresión está calificada como “muy grave” al suponer un peligro real para la vida de la víctima o desemboquen en la necesidad de ingreso hospitalario. El intento de asfixia se halla, por lo tanto, en el marco de esta norma.

Los efectivos, tras establecer el orden y dar solución inmediata a la compleja situación con la que se encontraron, procedieron a interrogar a testigos auditivos. Tomaron declaración de algunas personas que estaban en vía pública en el momento de los hechos. Éstos confirmaron que hubo fuertes golpes, una acalorada discusión y gritos de auxilio por parte de una fémina.

h50 quiere trasladar su respeto y admiración a los agentes intervinientes y a todos aquellos que, cada día, muestran real apoyo a las víctimas de violencia física, como ha sido el caso de hoy. Ellos lidian con estos problemas cada día, de manera real.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí