La afamada escritora Lucia Etxebarria pone en valor el trabajo de la Policía Nacional de Arganzuela tras el asalto sufrido por su hija

"Pero no solo ayer la Policía evitó que algo peor le pasara a mi hija, sino que le tranquilizaron y le apoyaron. Y es lo mismo que he vivido yo cuando les he necesitado. Y eso por comer por supuesto no me convierte ni en fascista ni en cercana a ningún partido político"

0
fotocomposición de imágenes de archivo
Comparte ese artículo
La afamada escritora española Lucia Etxebarria ha puesto en valor, a través de su perfil de la red social Twitter, la actuación policial de una dotación de la Policía Nacional tras haber sufrido su hija un asalto en plena calle del distrito madrileño Arganzuela. Dos individuos le arrancaron una cadena que llevaba al cuello, si bien, una pareja de policías nacionales, un hombre y una mujer, salieron corriendo al sprint y los detuvieron.
Lucia Etxebarria ha querido poner en valor el trato que recibió su hija por parte de los agentes, “fueron extraordinariamente amables con ella, que estaba muy asustada”, a la vez que solicitaba que el hilo publicado en agradecimiento a los agentes se hiciera tan viral como el vídeo dela persona que decía que la policía era peligrosa.
Este es un mensaje para la comisaría de Policía Nacional en Arganzuela. Ayer a las dos de la tarde una chica estaba sentada en el suelo en la plaza de Legazpi consultando su móvil mientras esperaba a un amigo con el que había quedado. En ese momento llegaron dos chicos… Le quitaron el móvil de golpe le arrancaron una cadena que llevaba al cuello (ella tiene una contusión) y a saber que habría pasado si la chica no hubiera reaccionado. Le pegó una patada a uno y luego se puso a gritar como si estuviera poseída. Los vecinos llamaron a la policía.
Aparecieron dos agentes, un hombre y una mujer. Los dos chicos salieron corriendo. Los agentes salieron corriendo como si se tratara de un sprint. A los chicos les dio tiempo a tirar el DNI y la tarjeta de crédito que iban con el móvil, en la funda, pero les detuvieron.
Los agentes pensaban que la chica tenía quince o dieciséis años porque es muy menuda, y no aparenta más edad. No supieron que tenía diecinueve hasta que llegaron a comisaría. Fueron extraordinariamente amables con ella, que estaba muy asustada.
Ustedes se preguntarán como en la plaza de Legazpi a las dos del mediodía, a pleno sol, con gente paseando pasareso. Bueno, pues pasa a diario. El caso es que la chica era mi hija y está MUY agradecida por lo bien que le trataron. Creo que se lo dijo ella misma a los agentes.
Hace poco se ha viralizado un vídeo en el que un personaje de cuyo nombre no quiero acordarme ponía a la policía a caldo y venía a decir que eran peligrosos. Quiero decir que desde que vivo en mi barrio me han atracado unas cuatro veces y me han robado una la casa.
Y en todos los casos la policía ha sido muy amable conmigo. Igual los que van poniéndose camisetas de ACAB y viralizado memes viven en un barrio pudiente en el que no van a necesitar a la policía, mira tú. Quizá no se han enterado de que ya no vivimos en el franquismo.
Pero no solo ayer la Policía evitó que algo peor le pasara a mi hija, sino que le tranquilizaron y le apoyaron. Y es lo mismo que he vivido yo cuando les he necesitado. Y eso por comer por supuesto no me convierte ni en fascista ni en cercana a ningún partido político.
Me convierte en una persona agradecida. Así que, por favor, si en la comisaría alguien les puede hacer llegar a esos dos agentes me agradecimiento, pues estaría muy bien. A ver si este hilo se hace tan viral como el vídeo de la persona que decía que la policía era peligrosa.
Bonus point: mi hija me contó toda la historia por teléfono porque estoy fuera de Madrid y decía ” mamá, es que en esa comisaría todas las mujeres policía parecen modelos”
Bonus point 2. Mi hija será pequeñita pero es matona. Si no le llega a pegar la patada al chico y se hubiera quedado quieta, si no se hubiera desgañitado, probablemente hubiera pasado algo peor.
Bonus point 3. Llevo veinte años en este barrio aunque en diferentes localizaciones. He dicho que me han atracado cuatro veces pero probablemente hayan sido más, no las cuento.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí