Comparte ese artículo

Un interno con un fuerte brote de tuberculosis, hace saltar las alarmas en el Centro Penitenciario de Córdoba, por un posible contagio tanto trabajadores como otros presos.

El afectado ha estado sometido a aislamiento respiratorio, por prescripción facultativa, en la enfermería de la prisión, siendo al final trasladado al hospital donde ha permanecido durante varios días ingresado.

Los servicios médicos de la prisión han hecho un llamamiento a todos los funcionarios, para someterse a las pruebas que detectan la enfermedad, sobre todo a los que hayan estado en contacto con el enfermo. También a los internos con los que se haya relacionado.

El resultado es que varios trabajadores han dado positivo en el mismo. Al menos 6 meses estarán sometidos a medicación y control.

La  asociación tu abandono me puede matar difunde la anterior denuncia en el día de ayer y solicita medidas urgentes para paliar la situación

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí