Comisario Gorgonio

0
Comparte ese artículo

Columna de Ricardo Magaz. “CRÓNICAS DEL NUEVE PARABELLUM”.

Tengo dicho, o quizás escrito en algún lado, que Alejandro Gallo es un tipo feo, fuerte y formal como el gran John Wayne en Río Grande.

Gallo, doctor en filosofía y licenciado en otras carreras, se inició en el mundo de los uniformes como oficial en la milicia. Luego se pasó a la poli y ahora brega de comisario jefe de la Policía Local de Gijón.

Matanza de Atocha

Gallo, lleva desde hace años un poderoso veneno en la sangre: la literatura. Armas y letras son tan añejas y allegadas como la sal y la vida. No voy a enumerar aquí el censo de novelas, ensayos y tratados del boos de los locales de Gijón…, pero si quiero, porque ese es el propósito de esta columna de 300 palabras, detenerme en su último libro que está desde hace días camino de las estanterías: Matanza de Atocha, 1997: caso abierto, editado por el sello Reino de Cordelia.

El autor moviliza en sus páginas al sardónico comisario Gorgonio Llaneza, que curiosamente odia las armas de fuego, para investigar la matanza en el despacho de abogados laboralistas de la calle Atocha, 55, al caer la noche de aquel aciago 24 de enero en el centro de Madrid.

Soliloquios

Leer los soliloquios del viejo Gorgonio es escuchar a Alejandro Gallo en la Semana Negra o en la barra del bar ante una Estrella Galicia. ¿O acaso personaje y escritor son cosa diferente? Así, el comisario se muestra a los lectores como un renovado Hamlet sarcástico; un sofista con placa que intenta comprender el mundo circundante a través de un diálogo consigo mismo. Pero…, ¿hablamos de Gallo o de Gorgonio? Si quieren descubrirlo, échense al petate Matanza de Atocha, 1997: caso abierto. Una obra documentada, escrita desde la honestidad histórica.

Como diría Gorgonio Llaneza en sus monólogos: libros, caminos y días dan al hombre sabiduría.

(*) Ricardo Magaz es profesor de Fenomenología Criminal en la UNED, ensayista y miembro de la Policía Nacional (sga/ac)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí