Comparte ese artículo
Dos jóvenes ocuparon un chalé en Jávea y tras unas negociaciones con los encargados de la vivienda se marcharon.

Los hechos ocurrieron en un chalé de la localidad alicantina de Jávea, cuando un joven de 25 años y una chica de 19 ocuparon un chalé, cuyos dueños son una familia británica.

La encargada de cuidar la casa ha podido respirar cuando este viernes se marcharon por fin los okupas.

El chalé que ocuparon pertenece a una familia británica que quería venir a pasar sus vacaciones, pero tuvieron que cambiar los billetes al conocer que su casa estaba ocupada.

La finca, que cuenta con piscina privada y tiene doce habitaciones fue ocupada por los dos jóvenes la noche del lunes 13 al 14 de julio.

Al tener conocimiento la encargada de la vivienda, llamada Evelin, se lo comunicó a los propietarios que tenían intención de ir a veranear este sábado, si bien al enterarse de lo que estaba sucediendo tuvieron que cambiar los billetes.

Dinero y un taxi para abandonar la casa

Evelin que ha pasado unos días de pesadilla ha tenido que emplearse a fondo con sus dotes negociadoras, consiguiendo que se marcharan los okupas. A cambio le pidieron a Evelin dinero en efectivo para pagarse 10 noches de hostal, así como un taxi esperándoles en la puerta de la casa para marcharse, el cual también debía pagar ella.

Los okupas, además del dinero y el taxi, exigieron a Evelin a retirar la denuncia contra ellos que habían presentado en la Guardia Civil.

Tras la marcha de los dos jóvenes, entraron en la vivienda un cerrajero y el técnico de la alarma, encontrándose varios desperfectos en la vivienda, como puertas reventadas y armarios descerrajados. Entre reparar los daños y proteger aún más el chalé para que esta situación no vuelva a producirse, costará cerca de 5.000 euros.

curso criminología emagister h50

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí