Comparte ese artículo

La tranquila isla de la Gomera está conmocionada ante la posibilidad de la existencia de víctimas mortales por el desprendimiento de un acantilado en el acceso de la playa de la Argaga de Valle de Gran Rey, sobre las 16 horas del días de hoy. La carretera ha desaparecido parcialmente.

Las imágenes, que se han hecho rápidamente virales en las redes sociales, muestran como en el momento del espectacular desplome de una pared vertical, se encontraban varias caravanas y turismos estacionados. Rápidamente se ha formado una gran cortina de tierra de daba buena cuenta de la magnitud del derrumbe.  A estas horas no se conocen víctimas mortales.

Tanto el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, como el presidente del Cabildo de La Gomera, Casimiro Curbelo, se han mostrado optimistas ante la posibilidad que puedan existir personas sepultadas. Al parecer, momentos antes del desplome, tuvieron lugar pequeños corrimientos de tierra que propiciaron que todas las personas que se encontraban en la zona, se pusieran a salvo.

En cualquier caso, el Cabildo de Tenerife ha informado de que ha movilizado el equipo de Rescate del Destacamento de Montaña de la Cruz Roja en el Parque Nacional del Teide para intervenir en la localización de posibles víctimas.

Efectivos de la Guardia Civil, Policía Local, Bomberos Voluntarios de Valle Gran Rey y Protección Civil (AEA) se han empleado a destajo para evacuar la zona en caso que se produzcan nuevos desprendimientos. También han contado con la participación de dos helicópteros del GES del Centro Coordinador de Emergencias y Seguridad (CECOES) 1-1-2.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí