Comparte ese artículo

La Guardia Civil ha desarrollado la “operación Caribes” en las provincias de Barcelona y Tarragona, desarticulando una organización criminal dedicada al tráfico internacional de marihuana. Han sido detenidas 31 personas e investigado a 5  de nacionalidades serbia, española, bosnia, británica y croata a los que se les imputan los delitos de tráfico de drogas, pertenencia a organización criminal y defraudación de fluido eléctrico.

Se han desmantelado 12 plantaciones “indoor” interviniendo 12.600 plantas de marihuana y 190 kg de marihuana procesada y  50.000 euros en efectivo. Han sido realizados 19 registros en viviendas en las localidades de Olivella, Canyelles y Sant Pol del Mar (Barcelona) y Valls, Pla de Manlleu, Torredembarra, Tortosa, Cabra del Camps y Segur (Tarragona).

Se estima  que la cantidad de fluido eléctrico defraudado es de unos 4.600.000 Kw/h

La investigación de la Guardia Civil comenzó en julio del año 2019 al producirse un incendio en una vivienda de Olivella (Barcelona), donde  se descubrió que su origen había tenido lugar en la instalación eléctrica ilegal que abastecía una plantación de marihuana. La alta demanda energética que requerían los diferentes sistemas eléctricos de la plantación provocó un cortocircuito.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí