Intentan arrebatar el arma a un Policía Nacional de Vigo mientras detenía a una persona violenta por saltarse las normas del Estado de Alarma

La Policía Nacional de Vigo detiene a un varón que incumplía las medidas establecidas por el estado de alarma, y que intentó agredir a los agentes, imputándole por ello un delito de atentado contra agente de la autoridad

0
4388
fotografía de archivo
- Publicidad -
Comparte ese artículo

La Policía Nacional ha detenido en Vigo a primera hora de la tarde de ayer a un varón violento de 29 años de edad, de nacionalidad colombiana y con antecedentes policiales por un delito de atentado contra agente de la autoridad el cual estaba incumpliendo las normas del estado de alarma.

Cuando un vehículo policial del Grupo de Atención al Ciudadano –GAC, de la Brigada de Seguridad Ciudadana de la Comisaría de Vigo que circulaba por la calle Brasil de la ciudad de Vigo observa a un grupo de cuatro o cinco personas que iban de la terraza de un restaurante al interior del mismo, estando algunos de ellos sin mascarillas, por lo que incumplían las medidas establecidas por el estado de alarma, motivo por el cual los agentes pararon y se acercaron para informarles que por su seguridad, ya que varios de ellos superaban los 60 años, que debían ponerse las mascarillas y que además no podían estar entrando y saliendo del establecimiento.

Cuatro clientes que estaban en la terraza comenzaron a llamar fascistas a los agentes y a insultarlos, al tiempo que mostraban una total falta de civismo, no atendiendo en ningún momento a las explicaciones que os policías intentaron darles sobre la problemática de la actual situación de alerta sanitaria, y lejos de entenderlo se pusieron violentos, por lo que la dotación solicitó la presencia de refuerzos.

Tras pedirles la documentación, estos se negaron y los agentes trataron de convencerlos, entregando tres de estas personas sus carnés, si bien la cuarta cada vez se mostraba más agresiva, pero en un momento dado este individuo dice que va a colaborar y se acerca a los agentes, si bien repentinamente comenzó a gritarles que los iba a matar e intentó golpearlos, por lo que uno de los policías intentó sujetarlo, pero era tal el estado de agresividad que tuvieron que acudir otros tres agentes para evitar que cumpliera sus amenazas o que se pudiese autolesionar, y procedieron a su detención.

Mientras esto sucedía, uno de los clientes que había sido identificado anteriormente, se acercó a la dotación policial e intentó sacarle el arma de la funda a uno de los agentes, que logró evitarlo, tras lo cual fue propuesto para sanción.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here